Diario de Sesiones de las Cortes de Aragón


Proyectos de Ley

Debate de totalidad del proyecto de ley de modificación de la Ley 2/2000, de 28 de junio, del Juego de la Comunidad Autónoma de Aragón.

Diario de Sesiones de las Cortes de Aragón n°: 048 de Plenos (X Legislatura)
Intervinienen: Pérez Esteban, María Teresa - Sanz Remón, Álvaro - Guerrero De La Fuente, Jesús - Arranz Ballesteros, David - Martinez Romances, Carmen - Cabrera Gil, Itxaso - García González, Beatriz - Lagüéns Martín, José Antonio - Villagrasa Villagrasa, Darío

Lectura y aprobación, si procede, del acta de la sesión celebrada los días 9 y 10 de septiembre de 2021.
Ahora sí, comenzamos con el orden del día con la lectura y aprobación, si procede, del acta de la sesión celebrada los días 9 y 10 de septiembre. Entiendo que se da por aprobada por asentimiento.
Y continuamos, pues, con el segundo punto al orden del día, con el debate de totalidad del proyecto de ley de modificación de la Ley 2/2000, de 28 junio, del Juego de la Comunidad Autónoma de Aragón.
Para su presentación en nombre del Gobierno, la consejera señora Pérez tiene la palabra.
            Debate de totalidad del proyecto de ley de modificación de la Ley 2/2000, de 28 de junio, del Juego de la Comunidad Autónoma de Aragón.

La señora consejera de Presidencia y Relaciones Institucionales (PÉREZ ESTEBAN): Buenos días, señor presidente.
Señorías, señoras y señores diputados, directora general de Interior, jefa de servicio que nos acompaña en la tribuna.
La pandemia del coronavirus ha puesto en segundo plano problemas sociales que permanecen latentes y que obligan a las administraciones a seguir muy alerta ante su avance.
Uno de ellos es, sin duda, las adicciones al juego tanto presencial como online, fenómeno que afecta a una parte significativa de la población, que está aumentando en los últimos años y que tiene como grupo más sensible el de los jóvenes.
Según los últimos datos del Observatorio Español de Drogas y Adicciones, el porcentaje de personas de entre quince y sesenta y cuatro años que han jugado online o de forma presencial en los últimos doce meses ha pasado de un 60 a un 64%.
En el caso del grupo de catorce a dieciocho años, la tasa de menores que ha jugado con dinero al menos una vez en el último año ha pasado del 16,1% al 25,5%, un aumento significativo.
Es cierto que gran parte del problema reside en el juego online, especialmente las apuestas deportivas, y que en este ámbito, como conocen, no tenemos competencias como comunidad autónoma, pero eso no es óbice para que, en la medida de nuestras posibilidades, entremos a regular de nuevo el juego presencial para adaptarnos a una realidad que ha cambiado por completo desde hace veintiún años, cuando se aprobó la vigente Ley del Juego en Aragón.
Así, el objetivo primordial del texto normativo que hoy presentamos en estas Cortes es compaginar la actividad y la seguridad jurídica de un sector económico legítimo y legal, con la protección de los colectivos más vulnerables, como son los jóvenes y las personas que presentan algún tipo de adicción al juego.
La nueva normativa incluye veintitrés modificaciones de la Ley 2/2000, de 28 de junio, más dos disposiciones adicionales, ocho disposiciones transitorias, una disposición derogatoria y dos disposiciones finales.
Dentro de la planificación y la ordenación de la oferta de locales de juego, se incluye uno de los aspectos más destacados del proyecto de ley: la prohibición de abrir o ampliar instalaciones a menos de trescientos metros a pie desde la puerta principal de los locales hasta la entrada de los centros de educación primaria y secundaria, bachillerato, ciclo de formación profesional básica o enseñanzas artísticas profesionales, y hasta establecimientos públicos que realicen actividades de ocio y tiempo libre, destinados principalmente a menores y jóvenes.
La misma distancia se establece respecto a locales de actividades de formación no reglada que hayan sido acreditadas por el Instituto Aragonés de la Juventud a las puertas de acceso del local de juego.
Con esta limitación que establecemos en virtud de la atribución exclusiva que tiene la comunidad autónoma en materia de juego, apuestas y casinos, aspiramos a lograr que la cercanía a los locales de juego no contribuya a un reclamo que induzca a uno de los colectivos más sensibles y que tenemos la obligación de proteger, que es el de los menores y de los jóvenes, a convertirse en adictos al juego.
Un aspecto en el que este proyecto de ley pone un énfasis especial es el de adelantarnos, precisamente, con la prevención a los problemas e intentar que a la población sensible no le resulte fácil el acceso al mismo.
Ese es el espíritu de los programas de prevención de la ludopatía, que establece la normativa en el Plan de adicciones de la Comunidad Autónoma de Aragón. Permitirá una mayor eficacia y una optimización de los recursos y dispositivos sociosanitarios disponibles en todo el territorio de Aragón, alcanzando a todos los municipios y comarcas.
Se contempla la creación de una comisión técnica de coordinación interdepartamental de políticas de juego, con el fin de coordinar la política del Gobierno en materia del mismo. En ella estarán la consejería de Sanidad, Educación y Derechos Sociales, además de la de Presidencia, y tendrán por objeto analizar el sector del juego, asesorar en la aplicación de la ley o elaborar trabajos e informes para mejorar la protección de los jóvenes.
El departamento con competencia en materia de juego colaborará con la consejería de Sanidad, en el marco del Plan de adicciones de la Comunidad Autónoma de Aragón, en la elaboración de estrategias y programas para prevenir y atender situaciones de juego patológico.
Entre los objetivos que incluirán los programas de prevención de la ludopatía, está el incremento de la eficacia y la actuación inspectora de la unidad de la Policía Nacional adscrita a Aragón o promover la investigación en el área del juego.
El apartado de la intervención en la actividad del juego es uno de los más amplios de la normativa que hoy traemos a debate en estas Cortes. El texto específica la obligación de que los locales deban proveerse de un servicio de control de acceso y registro de visitantes que se sitúe inequívocamente en la entrada de cada una de las puertas de acceso del establecimiento. Además, obliga a identificar a los clientes con su DNI para comprobar que no son menores o que están incluidos en el registro de las personas prohibidas al juego. Los locales deberán mantener diariamente actualizado este registro.
Las restricciones a la publicidad de los locales también se refuerzan. Con el texto que hoy presentamos, se prohíbe toda forma de publicidad, patrocinio y promoción de actividades que inciten o estimulen la práctica del juego, una cuestión que tiene especialmente en cuenta a los menores.
Asimismo, el exterior de las instalaciones no podrá exhibir imágenes que induzcan a error sobre la actividad autorizada, información sobre el importe de premios o mensajes que sugieran la facilidad para obtener premios.
Se prohíbe a las empresas de juego la realización de actividades de captación y de fidelización de clientes, cualquiera que sea el medio o el soporte, una cuestión también muy enfocada a los jóvenes, y lo mismo la entrega de bonos de fidelización o el ofrecimiento de juego gratuito a precio inferior al autorizado.
En cuanto las máquinas conocidas popularmente como «máquinas tragaperras» y que se sitúan por lo general en locales de hostelería, no podrán emitir estímulos sonoros, visuales o lumínicos mientras no estén en uso, y deberán mostrar en sus pantallas mensajes de «juego responsable». Junto a esto, el terminal formulará al usuario antes de empezar a jugar preguntas en relación con su edad y su responsabilidad con el juego.
Para cerrar este apartado, el nuevo texto endurece el control remoto de las máquinas ubicadas en los locales de juego. Estos aparatos deberán disponer de un sistema de monitorización que almacene un mínimo de tres meses la fecha y la hora de cada jugada, las cantidades jugadas y los premios entregados.
Otros de los cambios sustanciales de la ley que hoy se presenta aquí es el endurecimiento del registro de personas prohibidas al juego, que en estos momentos superan en Aragón los tres mil quinientos inscritos. Hay un cambio importante y relevante, que es el registro en este listado: no decae automáticamente una vez que expira el periodo de tiempo en el que se había apuntado, sino que esta condición pasa a ser indefinida por defecto. El interesado, eso sí, puede solicitar la cancelación de su presencia en el registro pasados seis meses de su inscripción, pero siempre motu proprio, es decir, siempre el interesado tiene que personarse y decir que decae precisamente su inscripción.
Por último, el texto revisado refleja el compromiso del Gobierno de Aragón para adoptar medidas que desincentiven los hábitos y conductas patológicas relacionadas con el juego, con especial atención a los sectores sociales más vulnerables.
Un último apunte: si algo ha caracterizado el proceso hasta elaborar este ambicioso texto normativo ha sido el consenso, la consulta pública y la deliberación. Ninguno de los actores concernidos en el sector del juego, de un lado y de otro, puede quejarse de que no se le haya escuchado, que no se le haya recibido o que no se le haya tenido en cuenta en este texto.
La ley que modificamos ha sido sometida a un exhaustivo proceso participativo, que ha incluido dos talleres de participación ciudadana y un trámite de información y audiencia, en el que se presentaron ciento sesenta y ocho enmiendas, de las que se aceptaron setenta y una, es decir, más de un 40%. Algunas de las cuestiones planteadas han sido finalmente incorporadas a la norma, como, como ejemplo, la supresión del dispositivo remoto para las máquinas instaladas en hostelería por respeto, precisamente, a la unidad de mercado.
Ahora queda en manos de ustedes, de nuestros legisladores, el dar cauce a un texto importante y necesario que incide en una actividad como graves implicaciones y que debemos adaptar a la realidad actual. Es nuestra obligación contribuir con una legislación actualizada y clara a que el sector del juego en Aragón pueda desarrollarse en libertad, pero reduciendo al mínimo el riesgo de adicciones.
Muchas gracias. [Aplausos].

El señor PRESIDENTE: Gracias, señora Pérez.
Turno para la fijación de posición de los grupos parlamentarios.
Por Izquierda Unida, señor Sanz.

El señor diputado SANZ REMÓN: Gracias, presidente.
Buenos días, señorías.
Buenos días, señora consejera.
En primer lugar, mostrar nuestra satisfacción ante esta ley, ante la reforma de esta ley, una cuestión que Izquierda Unida ya pidió en 2019, aunque en ese caso concreto no salió aprobada, pero hoy tenemos por fin puesta encima de la mesa la reforma de la Ley del Juego, para adaptarla a la situación. Ya alertábamos entonces del incremento del registro de autoprohibidos en Aragón, que entre 2016 y 2017, creció un 33%, y entre el 2017 y 2018, hasta un 41%.
Un evidente problema de salud pública, un problema que tiene que ver también con infinidad de dramas personales, que había que atajar, ante los que no podemos abstraernos y, por lo tanto, debemos intervenir. Así lo dice la propia memoria de esta ley: dice que corresponde a los poderes públicos prevenir la incentivación de los hábitos y los comportamientos adictivos, promover comportamientos de ocio responsables, de minimizar la potencialidad de riesgos de las consecuencias negativas de desarrollo del juego problemático o juego patológico, proteger a los colectivos vulnerables y atender la defensa de los derechos de los jugadores.
Nosotros, desde esta perspectiva, estos objetivos tenían que haberse reflejado y tenían que haberse abordado, señora consejera, de una forma más transversal. No vemos esa transversalidad, y le explicaré por qué, como primera de las cuestiones que quiero poner encima de la mesa.
Vámonos al objeto de la ley y comparémosla, por ejemplo, con la ley valenciana, que sí reconoce que el objeto de la ley es la prevención del juego patológico, la ludopatía. En este caso concreto, no hemos modificado, no hemos modificado ese objeto, relegando la prevención y relegando la atención al juego problemático, desde una óptica de salud pública, al ámbito de una disposición adicional que, a nuestro juicio, es insuficiente.
Yo creo que no sirve con recoger actuaciones y el compromiso para las empresas del juego, ¡hay que actuar! Incluso, en la elaboración de esta ley, ha habido, a nuestro juicio, algún déficit: por ejemplo, que no se pidiese informe a la Dirección General de Salud Pública y que tuvieran que participar como otra entidad en el proceso de consulta previa. A nuestro juicio, eso demuestra esa falta de aspiración transversal. Nos parece un déficit, porque la prevención es fundamental, pero sobre todo porque la atención es fundamental.
Y a mí me gustaría hacer una reflexión aquí de la situación en la que están las unidades de atención y seguimiento a las dependencias en nuestra comunidad. El déficit que tenemos, la necesidad de mejorar su capacidad y también sus recursos. Esta ley complica ese asunto, nace con la intención de no comprometer absolutamente ningún gasto, y nos parece un déficit también, por lo que no entendemos por qué no se ha optado por esa visión más transversal para desarrollar debidamente la prevención, la detención y la atención al juego problemático, a los trastornos del juego.
La propia memoria señala, además, que aborda el juego desde una perspectiva de interés general, y es que es necesario avanzar en acciones preventivas, de sensibilización, de promoción de la salud y de la recuperación de los efectos negativos producidos por el juego, y ahí, la atención juega un papel fundamental.
Es cierto que esa visión multidisciplinar, multidireccional y transversal que estamos exigiendo puede verse reconocida en la Comisión técnica interdepartamental, que vemos algo muy positivo, para poder desarrollar correctamente el cometido de la ley, pero consideramos también que hay que modificar en algún término la ley para facilitar su tarea, y en ese sentido, aportaremos propuestas con el ánimo de mejorarla.
A partir de aquí, hay alguna cuestión concreta que sí que quiero detallar, más allá del enfoque global, que creía importante poner encima de la mesa, que tienen que ver con cuestiones que a nosotros nos parecían relevantes como, por ejemplo, la ubicación de los locales de apuestas en determinados barrios obreros. Hay una correlación directa entre las condiciones socioeconómicas y la afectación al juego, eso es una realidad que está allí y que a nosotros nos parece importante recoger.
Está bien hablar de la distancia a los centros donde la población juvenil realiza sus actividades, está bien el control de la publicidad, avanzar en actuaciones contra la fidelización de las personas jugadoras, que son elementos, como digo, relevantes, a los que ha hecho usted referencia.
Igualmente, hay otros aspectos que aparecen y que a nosotros nos generan, bueno, pues, dudas, por los reiterados incumplimientos o la falta de implicación real para resolver el problema: publicidad en espacios deportivos. Señorías, no podemos olvidar que los espacios son compartidos y en ellos se realizan diferentes eventos. Evitar la publicidad solo en aquellas competiciones restringidas a menores obvia que los menores, primero, tienen referencias adultas y, segundo, que van con adultos a otro tipo de eventos deportivos. Por lo tanto, deberíamos de mejorar y de evitar que se asocien los espacios deportivos con el deporte si queremos prevenir el incremento del juego entre los menores. Tenemos una ley que ya hablaba de este asunto, y yo creo que en esta también tenemos que hacer incidencia en este asunto.
Otros aspectos que tienen que ver, por ejemplo, con las máquinas en locales de hostelería, donde la facilidad de acceso a estas máquinas por menores y autoprohibidos es evidente. Tres mil doscientos sesenta y seis establecimientos con una, dos o tres máquinas de este tipo. El planteamiento propuesto hace difícil el cumplimiento de poder ejercer un control directo. Señorías, la realización de preguntas previas no parece una garantía suficiente. Abordemos este asunto también.
Elementos que queremos valorar positivamente y que creemos que es importante: la incorporación del resultado del informe de impacto de género, aunque es verdad que, como decía al principio, pues, se ha obviado todo lo que es la parte de atención, porque carece esta ley de esa visión transversal. En cualquier caso, es importante empezar a trasladar esos informes de impacto de género al contenido legislativo.
El convenio con la Administración General del Estado para compartir, para interconexionar los registros. Esperemos que implique también a otros registros autonómicos. Ya se debatió en esta Cámara, ya se incorporó la propuesta de Izquierda Unida, sabemos que en el Consejo de Políticas del Juego está ese asunto encima de la mesa. Vamos a ver si es así.
Y por último, dos cuestiones también en las que debemos mejorar a juicio de Izquierda Unida: una es la coordinación para hacer efectivas las sanciones. Hemos estado durante toda la pandemia exigiendo precisamente el cumplimiento de determinadas sanciones que no se llevó a la práctica debidamente, y dos, la excesiva delegación reglamentaria que contempla la ley que, a nuestro juicio, imposibilita la capacidad de estas Cortes en temas fundamentales. Bueno, vamos a ver cómo podemos alcanzar acuerdos para garantizar esa participación debida durante el proceso de puesta en marcha de la ley.
Señorías, tomaremos en consideración esta ley. Creemos que estamos ante una oportunidad de elaborar leyes transversales que respondan eficazmente a temas muy complejos, como el que nos aborda, y por ello, deben estar coordinadas entre diferentes departamentos y diferentes administraciones. En este caso, la Ley del Juego, además, para garantizar y hacer efectivo uno de los derechos más importantes de las personas, como es el derecho a la protección a la salud.
Desde esa perspectiva e Izquierda Unida, trabajará sus enmiendas y, desde luego, con la mejor de las intenciones, a fin de mejorar este texto, que entendemos, como digo, es una oportunidad que no podemos dejar pasar.
Gracias.

El señor PRESIDENTE: Gracias, señor Sanz.
Por el Grupo Aragonés, señor Guerrero.

El señor diputado GUERRERO DE LA FUENTE: Muchísimas gracias, señor presidente.
Bienvenidos a todos los que nos acompañan hoy aquí.
Y bueno, nosotros, brevemente, destacar que después de veinte años de entrada en vigor de la propia Ley del Juego, pues, es hora de abordar, como no puede ser de otra manera, la modificación de esta ley, principalmente para adaptarse a la realidad actual, también para intentar poner los retos a los que nos afrontamos una vez que hemos pasado esta crisis sanitaria y, en definitiva, para entre todos los grupos que estamos aquí, hacer la mejor ley posible.
El sector del juego, como todos los sectores, que tiene una actividad lícita, legal, y que da cobertura también a empleos en nuestra comunidad, pero que también, por otro lado, tiene que afrontar una serie de retos en donde también, desde el sector público, tenemos que combinar la mejor ley posible.
Por un lado, dentro de lo que es una actividad legal, una actividad que es lícita, y por otro lado, buscando la protección de aquellos más vulnerables, especialmente los menores, y, además, con el objetivo de que sea una práctica segura, pero sobre todo responsable.
Nosotros creemos que la actividad del juego con dinero es un fenómeno que debe, como decíamos, abordarse con una sensibilidad especial, pero que debe combinar una serie de acciones multidireccionales desde los poderes públicos para dotar sobre todo de seguridad jurídica, por un lado, al sector, y también, por otro lado, para proteger a todos aquellos que realizan esta actividad y, como decía, especialmente, a los más vulnerables.
Por tanto, nosotros creemos que es obligación de todos los que estamos aquí abordar la mejor ley posible para que se obre en consecuencia, y por otro lado, realizar esa actividad, como decía, de una forma responsable, segura y, especialmente, para proteger a esos colectivos más vulnerables.
Muchas gracias.

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Muchas gracias, señor Guerrero.
Por el Grupo Parlamentario Vox en Aragón, señor Arranz, tiene la palabra.

El señor diputado ARRANZ BALLESTEROS: Gracias, señora presidenta.
Buenos días, señorías.
Hay que partir de una evidencia: este proyecto de ley, entiendo, esta modificación de la Ley 2/2000, del Juego de la Comunidad Autónoma de Aragón, no va a solucionar el problema de la adicción al juego que supone este para los aragoneses. No lo soluciona, simplemente, porque tiene una aplicación efectiva sobre el juego presencial, de carácter privado, realizado en Aragón. Ya sabemos por el informe del 2000 sobre adicciones comportamentales, elaborado por el Ministerio de Sanidad, lo siguiente: que mayoritariamente, con gran diferencia, el juego presencial se encamina hacia el juego público, que se puede llamar, que son las loterías y, especialmente, el rasca de la ONCE, que se encuentra dentro del ámbito normativo del Gobierno de la nación. Que en el resto de las líneas de negocio ejercidas por empresas privadas, es el juego online el que se impone por mucho al juego presencial, el juego online, que se encuentra también dentro del ámbito normativo estatal.
Es obvio por tanto que este tipo de iniciativas legislativas tiene una repercusión bastante limitada, ¿no?, sobre el problema que representa la ludopatía o la adicción al juego que se pretende atajar, por lo que no deberíamos confundir a los aragoneses diciendo que esta medida trata de evitar la adicción al juego.
Queremos recalcar que en el centro de la acción política de Vox, la persona y la familia, el juego genera adicciones con devastadoras consecuencias para la estabilidad familiar y las relaciones personales. Proteger a la familia y a la persona pasa en primer lugar por proteger a los menores de caer en este tipo de adicciones que pueden lastrar toda su vida, destruir sus familias o incluso un proyecto vital.
Vox vela por alejar las casas de apuestas de los menores al máximo posible. Nunca debemos olvidar que esto no puede hacerse solo con leyes, con prohibiciones. Es imprescindible la educación, la formación en valores, el valor de la responsabilidad, del autocontrol y, a veces, de ciertos impulsos, ¿no?, y ese es el papel de los padres, guiando con el ejemplo. Todo eso es importante.
Y hay que gozar siempre de una información adecuada, es decir, solo es realmente libre el que tiene toda la información. Si uno conoce las consecuencias que tiene el juego, las repercusiones en la vida de los demás, pues, podrá, un día, tomar una decisión más libre que si no está informado, que sí está, digamos, dejado en ese aspecto.
Un dato relevante es que el juego está haciendo especiales estragos en los barrios humildes y de familias de rentas más bajas, es una realidad que no vamos a negar. El juego se sirve de los más vulnerables muchas veces, a quienes pretende hacer creer que pueden hacerse ricos o mejorar notablemente su situación económica, pues, de esta forma, ¿no?, con una apuesta, con un golpe de suerte, y esto, pues, va en contra de la verdad y en contra de la cultura del mérito, del trabajo y del esfuerzo, creemos.
Las apuestas, especialmente las realizadas en el juego online, se basan muchas veces en una publicidad que podríamos, a veces, encadenar como algo engañoso, es decir, diseñada para confundir y presentada como un medio para resolver problemas económicos. Es un engaño alejado de la realidad, de las consecuencias económicas, psicológicas y familiares derivadas del juego continuo.
Aragón, en lo referente al juego presencial privado, fue pionero respecto a otros lugares de España, a otras comunidades, y así, en el Decreto 39/2014, ya se recogía, en el artículo 20, referencias al control de acceso a locales y salas de juego. Los locales de juego, con excepción de los salones recreativos, pues, tendrán un servicio de recepción o admisión destinado al control de acceso de los visitantes, donde se prohíbe la entrada, por supuesto, a los menores de edad y se tiene un control sobre los autoexcluidos o a los que tienen la prohibición de entrar a esos establecimientos. El tema de los letreros, de los carteles de prohibición de entrada a los menores de dieciocho años.
Y la Orden de 25 de junio de 2009, del Consejo de Política Territorial, Justicia e Interior del Gobierno de Aragón, ya completaba esa obligatoriedad del registro telemático de las personas autoexcluidas, que hemos oído que son tres mil quinientas, me parece, en Aragón, en todos esos locales de juego. Hay una prohibición de entrada para estas personas y ellos mismos, pues, quieren que exista esto y tenemos que darles esa oportunidad de evitar que caigan en esa tentación, entre comillas, ¿no?
En Aragón, ya existe una normativa legal que ilegaliza, que prohíbe la presencia de menores de edad y autoexcluidos en los establecimientos de juego, y hay un régimen sancionador, además, muy fuerte, como debe ser. Estamos hablando de que se califica como infracción muy grave el tema de que haya presencia de menores en los salones de juego, y aparte de posibles cierres de actividad, suspensiones de actividad, existen sanciones económicas, pecuniarias, multas muy elevadas, hasta seiscientos mil euros, que no es ninguna tontería. También existen sanciones administrativas, como la suspensión, cancelación temporal por un periodo máximo de dos años o revocación definitiva de la autorización para el establecimiento de empresas o celebración, organización, explotación de juegos de apuestas, la suspensión por un periodo máximo de un año, revocación definitiva de las autorizaciones, la clausura definitiva o temporal de un periodo máximo de esos establecimientos o la inhabilitación temporal o definitiva para ser titular de autorizaciones respecto al juego y las apuestas.
También tenemos que tomar conciencia del informe del Justicia de Aragón, el informe especial sobre el juego y los menores, que data del 4 de diciembre de 2020, donde recoge como conclusiones que, pese a que diversos trabajos estadísticos y académicos han venido evidenciando la existencia de un amplio grupo de menores que tiene o ha tenido acceso al juego de azar y apuestas, tanto de forma presencial como online, las inspecciones realizadas en relación a dicho fenómeno, en especial, pues, las que han hecho las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad o las que hizo el mismo justiciazgo en menor medida, no han constatado cuantitativamente dicho fenómeno. Esperamos que siga así.
Por otro lado, debemos tener en cuenta que la proliferación de locales de juego en la región de Aragón está en ligero retroceso, lo cual, también es una buena noticia respecto al auge producido hace una década, a diferencia de lo que acontece en otros lugares de España. En el informe del juego de Aragón 2021, las cifras señalan que hay ciento diecinueve salones de juego, nueve menos que en 2010, trece salas de bingo, ocho locales de apuestas y un casino.
La iniciativa aquí planteada proyecta una serie de novedades, algunas muy acertadas, como las referidas a la prohibición de apertura o aplicación de los locales a menos de trescientos metros de los centros educativos o centros donde se realicen actividades de ocio y tiempo libre para jóvenes, el endurecimiento de los controles de acceso a los locales, el incremento de las restricciones de la publicidad en el exterior de los locales, etcétera, etcétera.
En este sentido, habría que ver cómo se realizan de forma efectiva estas medidas, estas prohibiciones, teniendo en cuenta que el juego también es una actividad lícita y legal, es decir, es un sector del que también viven dos mil familias. Tenemos que saber ponderar intereses, siempre y cuando protejamos a los más vulnerables, a los menores en este caso.
Las otras medidas que nos pueden plantear algún tipo de problema, como los referentes a los modos de homologación del hardware, del software, especialmente la referida a la exigencia de acceso remoto en tiempo real, incluidos registros históricos de toda la actividad del juego mediante sistemas de comunicación seguros. En todas ellas, Vox presentará enmiendas en su momento oportuno, y buscaremos entre todos poder mejorar, si cabe, este proyecto de ley.
Muchas gracias.

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Muchas gracias, señor Arranz.
Turno ahora para el Grupo Parlamentario Chunta Aragonesista.
Señora Martínez, cuando quiera, tiene la palabra.

La señora diputada MARTÍNEZ ROMANCES: Gracias, presidenta.
Buenos días, señorías.
Señora consejera, puede contar con el voto favorable de Chunta Aragonesista para la modificación de la Ley 2/2020 que plantea el Gobierno.
Señorías, mi grupo, a la hora de abordar la regulación de la actividad del sector del juego, considera imprescindible añadir otros factores a la pura actividad económica del sector. Es importante, nos parece, marcar el perímetro de este debate, teniendo en cuenta la expansión que está experimentando el juego patológico, como de hecho así lo hace el texto que remite el Gobierno de Aragón.
La ludopatía es un grave problema para la persona que lo sufre, pero también es para todo su entorno familiar, social y laboral, etcétera. Un problema social que va en aumento cada año. Llevamos unos cuantos años ya sumando más personas con esta adicción, que también aparece a edades más tempranas y en la que también se observa que el tiempo de cadencia, es decir, el tiempo que transcurre desde que una persona se inicia en el juego hasta que desarrolla la adicción, cada vez es menor.
Es un problema con respecto al que la sociedad está pidiendo que se revise la regulación del juego para intentar poner coto a la expansión de las adicciones, para proteger a los colectivos más vulnerables y, por tanto, la Administración no puede permanecer impasible. De ahí, la oportunidad y la necesidad de esta norma. Una norma que compatibilice la ordenación de la oferta, su planificación, con la protección e información de los jugadores.
Participar en juegos de azar es fácil. El juego se puede practicar en establecimientos físicos, como son las casas de apuestas, pero no debemos olvidar que también se puede hacer a golpe de clic en cualquier dispositivo móvil con conexión a Internet. Y también sabemos que cada vez son más tempranas las edades en las que se inicia al juego, con lo cual, todas las administraciones están concernidas a impulsar políticas públicas que minimicen lo máximo posible los efectos adversos del juego no responsable.
Por tanto, se hace necesaria una modificación de nuestra Ley del Juego, con una vigencia de ya más de veintiún años, para encaminar a hacer la práctica segura, consciente y responsable, y el Gobierno de Aragón ha hecho su trabajo con la redacción del texto que ahora debatimos. Un texto fruto también del proceso participativo al que se ha sometido y en el que se ha incluido un buen número de las aportaciones que se hicieron durante el mismo.
Queremos destacar el reconocimiento que se hace en la exposición de motivos a la ludopatía y sus consecuencias, y que da lugar a la perspectiva desde que se afronta esta modificación de la Ley del Juego de Aragón, la perspectiva de la prevención, y considera los efectos adversos del juego patológico como un problema de salud pública, como el problema que es.
Por tanto, estamos de acuerdo con las medidas de prevención, sensibilización y concienciación que introduce el texto de la norma con objeto de minimizar los riesgos.
Son varias las cuestiones que nos parecen destacables: nos parece importante la información obligatoria que debe figurar —usted lo ha nombrado, señora consejera— tanto en las fachadas como en el interior de los establecimientos, información clara y concisa, que no da lugar a ninguna duda.
En cuanto a las personas que tienen prohibida su entrada: siempre han tenido prohibida su entrada los menores de edad y también las personas inscritas en el registro de prohibidos del juego, o que el juego en exceso puede producir ludopatía.
También nos parece importante regular más o poner más restricciones a la publicidad de estos locales, la prohibición de promoción de captación y fidelización de clientes o de incentivar al juego, la prohibición de apertura o de ampliación de locales a trescientos metros de las áreas de influencia de los centros educativos o de los centros de ocio y tiempo libre de las personas jóvenes.
Se hace una revisión en el régimen sancionador y también se plantea o se pone en evidencia la exigencia en los programas de prevención de la ludopatía dentro del marco del Plan de adicciones de Aragón, lo que proporcionará mayor eficacia y optimización de los recursos en todo el territorio.
Señorías, ahora, la pelota está en nuestro tejado, y espero que todos los diputados y diputadas seamos capaces de sacar este texto en el mínimo tiempo posible.
Muchas gracias.

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Gracias, señora Martínez.
A continuación, por el Grupo Parlamentario Podemos Equo Aragón, señora Cabrera, tiene la palabra.

La señora diputada CABRERA GIL: Gracias, señora presidenta.
Me van a acompañar sus señorías en un ejercicio de imaginación, en un ejercicio de reflexión, de retrospección, y vamos a imaginar que somos adolescentes, que salimos un día de clase, que salimos del instituto, que salimos del colegio, que vamos por nuestro barrio dirección a casa y que, de repente, nos topamos con una casa de apuestas y decidimos entrar. Vemos esa casa de apuestas y hemos recordado que el sábado juega nuestro equipo, que hay derbi y que vamos a apostar por él. Esa vez apostamos por nuestro equipo, pero vemos que alrededor hay muchas más máquinas y decimos: vamos a jugar, vamos a apostar, vamos a seguir jugando, vamos a seguir apostando y, de repente, nos gusta esa adrenalina que sentimos. El dinero sube y baja y recordamos que no es problema, que quizás podemos cogerle veinte euros a nuestro padre de la cartera, que al día siguiente no se va a enterar, como otras muchas veces. Seguimos jugando, seguimos apostando y, de repente, perdemos, perdemos todo lo que hemos apostado. La casa de apuestas ese día cierra, pero, quizás, mañana podemos volver. Picarnos algunas clases, salir antes del instituto, salir antes del colegio y volver a apostar.
Señorías, esta realidad es la que les ocurre a muchos jóvenes en nuestra comunidad autónoma, y ganar perdiendo nunca es una buena apuesta si lo que está en juego es la juventud y es el futuro de nuestra sociedad.
Hoy presentamos una ley, de la cual estamos orgullosas de haber contribuido, la cual presentamos con orgullo y la cual presentamos desde la urgencia y de la emergencia que se requiere en este momento. Y no lo decimos nosotras, sino que en esta casa, también lo dijo el Justicia de Aragón cuando presentó el informe especial sobre juego y los menores de Aragón, y las cifras hablan muy claro, muy claro: España es el país de Europa con mayor número de menores de veinte años que sufren ludopatía. La media de tratamiento para eliminar una enfermedad mental, como es la ludopatía, está en treinta años, gente muy joven.
Según estudios como Estudes, como el Plan nacional sobre drogas, como lo que dice la Universidad de Zaragoza, de la mano del Instituto de Investigación Sanitaria de Aragón, en palabras de la doctora en psicología Yolanda López del Hoyo, vemos datos que son alarmantes: jóvenes entre catorce y diecisiete años apuestan en locales físicos, un 20% de todos ellos; un 38,4% de estudiantes de instituto juegan a apuestas deportivas, y un 6% reconoce tener un problema grave de adicción, ludopatía y, por lo tanto, de consumo de juego físico, y esto, señorías, son datos que tenemos en nuestra comunidad autónoma.
Que el juego online es un problema lo saben todos ustedes. Unidas Podemos ha presentado a nivel estatal muchísima normativa para frenarlo, pero no nos vayamos a lo estatal, no nos vayamos a un problema que también existe aquí. Vengamos a aquí, a Aragón, y hagamos frente a estas cifras con una ley, con una modificación legislativa que hoy llega a estas Cortes para su debate y esperemos que pronta aprobación, porque aquí, el problema también lo tenemos en el juego físico y, por lo tanto, hay que abordarlo. Y desde Podemos, lo pusimos encima de la mesa con un pacto de Gobierno que hoy tenemos la obligación de cumplir y, por lo tanto, el compromiso, y por eso, traemos también esta ley.
Estamos ante un problema muy grave de salud pública, un problema que atenta contra los barrios más humildes, que vulnera nuestros pueblos y que, por lo tanto, deja en juego el futuro de nuestros jóvenes y el futuro, por lo tanto, de la sociedad aragonesa. Es el momento en el que, gracias a esta ley, ponemos la salud enfrente del negocio de las empresas que generan ludopatía, y, por lo tanto, queremos acabar con ese falso equilibrio que existe entre salud y negocio, entre salud y juego. Si el juego es patológico, no es un ocio positivo para nuestros jóvenes, para nuestro futuro y, por lo tanto, esta ley, hoy, defiende eso. Defiende, por lo tanto, que en Aragón, se juegue limpio y defiende que la salud debe estar enfrente del negocio que genera ludopatía.
Porque queremos que no nos sigan robando la vida y que, por lo tanto, aquellos que se están forrando, ahora tenga la oportunidad de reflexionar y, por lo tanto, priorizar la salud de la juventud. Estamos ante un grave problema de salud pública, y hablamos de poner límites a la actividad empresarial que, aunque legal, genera problemas de adicción y que se expande mediante agresivas estrategias de captación, y eso es a lo que hoy venimos a poner coto.
Gracias al empuje de Podemos Aragón, el texto presentado plantea una regulación desde el ámbito de la prevención y de la protección de la salud, pero no es solo gracias a nuestro grupo parlamentario o gracias al Gobierno de Aragón. Es gracias también a las plataformas que dicen «Fuera casas de apuestas de nuestros barrios», es gracias a los padres y las madres que desde el AMPA de sus colegios dicen que no quieren una casa de apuestas al lado del centro donde educan a sus hijos, y es gracias al empuje de tantos investigadores y trabajadores que no quieren que la ludopatía sea el problema que está siendo en este siglo XXI.
Gracias también al trabajo de Podemos Aragón, se está modificando y, por lo tanto, se está endureciendo la Ley del Juego, la prohibición de toda aquella publicidad que incita a un juego patológico desde los ámbitos deportivos. El deporte es salud, y ahí no podemos tener una publicidad agresiva y abusiva, como se está dando en el interior, en el exterior o, incluso, en las camisetas de muchos deportistas y, por lo tanto, tenemos que poner también freno a que en el deporte se diga que apostemos.
También es casi incomprensible que hayan encontrado nicho de negocio en aquellas máquinas destinadas no a menores de entre catorce y diecisiete años, sino a menores de cuatro, cinco, seis años, emulando máquinas tipo B, las más famosas tragaperras, destinadas a estos menores y, por lo tanto, esas máquinas quedarán, si se aprueba esta modificación, prohibidas en nuestra comunidad autónoma.
Hemos logrado que la propuesta concrete y establezca una inclusión de barreras técnicas en las máquinas instaladas en hostelería. De aprobarse la propuesta legislativa, podremos freno una vez más a una práctica abusiva extendida en estos negocios, quedando absolutamente prohibido y sancionando los préstamos, los créditos, la asistencia financiera por parte del personal o de propietarios dentro de los locales de apuestas.
La tramitación y debate que hoy llega estas Cortes debe de ser una herramienta de prevención y también de promoción de la salud y, por lo tanto, frenar todas aquellas cuestiones que no defiendan el futuro de nuestros jóvenes, como decía, porque todavía queda un largo camino por avanzar, todavía queda por construir un entorno sano y libre de adicciones, y, por lo tanto, definitivamente, los locales de juego y apuestas, los lugares frecuentados por adolescentes, por jóvenes, deben de estar apartados.
Debemos de construir una sociedad donde fluyan más los servicios públicos: donde podamos tener un centro de salud donde había una casa de apuestas, donde podamos tener un centro de ocio para los jóvenes donde teníamos un local de juego y, por lo tanto, crear barrios que estén llenos de salud y que no estén llenos de nichos de negocio que quitan la salud a nuestros jóvenes.
Señorías, la política es el mayor acto de amor, es la defensa de la vida, y aquí, quien está haciendo la política son las casas de apuestas, los locales y el negocio que está arrasando con el futuro de nuestros jóvenes.
Señorías, hagamos de una vez por todas que leyes como esta traigan la defensa de la vida, la defensa del futuro y que, por fin, en Aragón, digamos que aquí jugamos limpio.
Muchas gracias. [Aplausos].

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Muchas gracias, señora Cabrera.
A continuación, por Grupo Parlamentario Ciudadanos-Partido de la Ciudadanía, señora García, cuando quiera, es su turno.

La señora diputada GARCÍA GONZÁLEZ: Gracias, señora presidenta, y gracias a todos los presentes aquí.
Señora consejera, gracias por sus explicaciones.
Efectivamente, traemos aquí una modificación de una ley que tiene más de veinte años, de la Ley 2/2020, que ha sufrido diversas modificaciones también con determinados decretos, pero lo cierto es que llega aquí una ley que modifica sustancialmente la ley que teníamos hasta ahora en Aragón, una ley que es verdad que la antigua ya fue pionera. Esperemos que ley, con las aportaciones de todos los grupos parlamentarios, vuelva a ser pionera y copiada por otras comunidades autónomas.
La exposición de motivos empieza hablando de que, realmente, aquí, lo que hay que compatibilizar son dos cuestiones importantes: por un lado, la prevención y la protección de aquellas personas vulnerables respecto del juego, es decir, tanto los menores como aquellas personas que sufren ludopatías, con el ejercicio de la actividad económica, que es una actividad legal, como usted bien ha dicho, y una actividad que se desarrolla en nuestra comunidad autónoma.
Bien, partiendo de esa base, se establecen una serie de premisas en el articulado dirigidas, por un lado, a las medidas de protección y prevención de estos vulnerables, y por otro lado, a establecer limitaciones, prohibiciones o, si lo podemos explicar de otra manera, lo que es la actividad económica de estas casas de apuestas.
Quiero empezar diciendo que tenemos que tener claro que el ámbito territorial de esta ley por competencia de la comunidad autónoma es solo y exclusivamente a aquellas instalaciones o salones que estén radicados en la Comunidad Autónoma de Aragón, es decir, queda fuera el juego nacional, el juego online, etcétera, etcétera, por tenerlo claro desde el primer momento.
Respecto a lo que comentaba previamente, que es compatibilizar la prevención y protección con el desarrollo de una actividad legal, efectivamente, se establecen medidas de protección, todas aquellas que se han comentado aquí, como son los dispositivos remotos, como es la prohibición de publicidad dentro y fuera de los establecimientos, las distancias, etcétera, etcétera. Todas ellas son medidas de prevención, así como la inscripción en registros, medidas de protección para aquellas personas que o bien son menores de edad o bien tienen algún problema con la ludopatía, que son ludópatas, y hay que intentar proteger a este tipo de personas.
Además de esas medidas de protección, existen otras medidas de prevención, y esa prevención de la ludopatía está recogida en la disposición adicional sexta de esta ley, prevención de la ludopatía, en la que yo echo de menos algunas cuestiones, como, por ejemplo, puede ser integrar lo que son las ludopatías en la red de ludopatías de adicciones básica; el tema de la formación, formación a los operadores, como pueden ser voluntarios de ONG que colaboran, profesores, educadores, etcétera, etcétera.
Y también creo que podría ser una de las enmiendas que podríamos presentar o que podrían mejorar el texto de la ley, de alguna forma, para facilitar el asesoramiento jurídico a aquellas personas que por motivo de su ludopatía han tenido la ocasión de tener que estar en los tribunales y tener que responder a determinados procedimientos, muchos de ellos en base al endeudamiento que han cometido como consecuencia de esa adicción.
Esto es lo que yo echo en falta en lo que es en la prevención de la ludopatía, pero la verdad es que en la disposición adicional sexta, aparte de cosas que echo en falta, hay una cosa que realmente me sobra: me sobra —se lo voy a leer específicamente— este punto que dice «diseñar estrategias motivacionales para atraer a las mujeres al tratamiento y contar con instrumentos de detección temprana específicos». De verdad, yo pienso que esto debe ser, como ha dicho la portavoz de Podemos, gracias al trabajo de Podemos, que ha repetido una y otra vez que esta ley ha sido gracias al trabajo de Podemos.
Mire, señora consejera, yo creo que usted casi compartirá —yo soy mujer y usted también es mujer— que yo no necesito unas terapias motivacionales específicas para mí; la igualdad no es paternalismo. Realmente, vamos, este punto me parece acabar con la igualdad, especificar que las mujeres van a tener unos tratamientos específicos, y ¿por qué? ¿Somos las mujeres más proclives a jugar?, ¿somos más proclives a tener una ludopatía?, ¿somos personas especiales, diferentes a los demás? Desde luego, me parece que incluir este término o este apartado dentro de lo que es la prevención de la ludopatía, me parece un error por parte del Gobierno y, desde luego, por parte de nuestro grupo parlamentario, procederemos, en la medida que sea posible, a enmendar el articulado pidiendo su supresión.
Dicho lo anterior y, evidentemente, y es cierto que es importantísima la prevención y el tratamiento de la ludopatía y la protección de los vulnerables, también tenemos que tener en cuenta que, como he dicho al principio, esto es una actividad legal y es una actividad que hay que cuidar, una actividad que mueve dos mil quinientos empleos directos y, en tasas, recauda treinta y nueve millones y medio, según los datos del año 2019.
Esta ley era esperada, y nosotros somos el primer grupo que durante esta legislatura hemos estado insistiendo en la llegada esta ley. Cabría pensar si, realmente, ahora mismo, con el COVID, con las dificultades que atraviesan estos establecimientos, muchos de ellos asociados a la hostelería, era el mejor momento. En cualquier caso, la ley está aquí, pero sí que tendrá que complementarse con determinadas ayudas para que estos colectivos, para que estas casas de apuestas puedan acoplarse, puedan acomodarse a las nuevas prescripciones que establece la ley.
No quiero dejar ni acabar mi intervención sin hacer una mención expresa a una de las mayores adicciones que estamos sufriendo hoy en día, que no es precisamente el juego presencial privado, sino que es el juego online y es el juego nacional. Lo decíamos durante la pandemia: la pandemia, al final, ha demostrado que el confinamiento llevó a muchas personas y, sobre todo, a jóvenes a acabar con adicciones al juego, fundamentalmente a través de los dispositivos que ellos manejan, de los móviles, incluso de las de las consolas, etcétera, etcétera. Ya no solamente adicción a esos juegos, sino adicción a otros juegos que, a través de banners, se les exhibían cada vez que jugaban.
Recordaran —me imagino— ustedes que, recientemente, se publicó la noticia de que un chaval ha sido ingresado por su adicción al Fortnite, que es un juego al que juegan los críos en línea, y es un juego, de primeras, inofensivo y, sin embargo, ha acabado, pues, de una manera bastante desastrosa. No podemos olvidarnos de que a pesar de que esta ley solamente contempla el juego presencial privado, que existe otro juego, que es el juego online, que es el juego nacional, y por eso, precisamente, creo que la ley adolece de medidas de colaboración y cooperación con el resto de las administraciones, con aquellas administraciones que son competentes en materia de juego y juego nacional, con lo cual, deberemos de incidir en ese tema.
Dicho todo esto y entendiendo que, realmente, la ley es una ley que estaba por llegar, que era esperada, que consideramos que es poco ambiciosa, pero que con el trabajo de la ponencia que se constituirá y con el trabajo de todos los grupos, probablemente, la ley se enriquecerá y podremos aprobar una ley de la que nos sintamos orgullosos en Aragón.
Muchas gracias. [Aplausos].

La señora vicepresidenta primera (RODRGIO PLÁ): Gracias, señora García.
A continuación, por el Grupo Parlamentario Popular, señor Lagüens, tiene la palabra.

El señor diputado LAGÜENS MARTÍN: Gracias, señora presidenta.
Señorías, buenos días.
Señora consejera, bienvenida.
La verdad es que, como decía, hoy debatimos la totalidad de un proyecto de ley que modifica la vigente Ley del Juego en Aragón tras veinte años de vigencia. Un proyecto de ley que en el trámite de participación, información pública y audiencia a los interesados ha tenido un elevado grado de participación de la sociedad sobre distintos puntos de vista y sensibilidades, desde los que habrá que hacer una reflexión y un debate profundo con el fin de llegar al mayor consenso posible y a la adecuada ponderación de los intereses afectados.
Y como quiera que cumplir este objetivo no va a ser fácil...

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Disculpe, eso le iba a decir, puede quitarse la mascarilla.

El señor diputado LAGÜENS MARTÍN: ..., no va a ser fácil, sobre todo por las delgadas líneas que hay entre dichos intereses, el Partido Popular está trabajando y seguirá trabajando para mejorar, si es posible, este entorno del juego informado, sostenible, seguro, consciente y responsable.
La voluntad del legislador debe ser la misma: continuar hablando, luchando contra el fraude, prevenir las adicciones, la ludopatía y proteger, frente a ellas, a los colectivos más vulnerables y desamparados.
Y la pregunta que probablemente se hacen los ciudadanos es si esta actividad, que ya está regulada, entonces, ¿qué tipo de juegos va a regular esta ley que está en proceso de modificación? ¿Acaso va regular los juegos que ofrecen las grandes casas de apuestas en el universo online, como ya se ha ido diciendo, a los que pueden acceder menores y personas vulnerables desde sus casas con dispositivos móviles? Pues, como saben, la respuesta es «no», señorías. Este proyecto de ley no regula este tipo de juego online, que recientemente ha emergido con fuerza y que tanto preocupa a la sociedad, porque esta es una competencia estatal. Lo mismo ocurre con las Loterías y Apuestas del Estado, tampoco es competencia de Aragón, incluyendo, además, a los juegos de la ONCE, aunque con matices que ya iremos analizando a lo largo de la ponencia, y lo digo porque es importante contextualizar y que la sociedad aragonesa lo conozca.
Es importante que la sociedad sepa que este proyecto de ley pretende modificar la regulación existente para lo que este sector viene llamando el «juego presencial privado», el que se celebra en casinos, bingos, salas de juego, salones de apuestas, salones recreativos y también otros lugares reglamentados, como los locales de hostelería.
Hablamos, por tanto, de un sector económico privado y aragonés, configurado mayoritariamente por empresas familiares —ya se ha dicho—, con alrededor de ciento veinte salones en la Comunidad Autónoma de Aragón y cuya economía ha venido reportando a las arcas públicas de Aragón una recaudación que ronda, de media, los treinta y cinco millones de euros anuales.
Esto era así hasta la irrupción de la COVID-19, ya que tras las restricciones sufridas, la situación del sector del juego en Aragón ahora es más débil y vulnerable. Y este sector y sus intereses, como dice el preámbulo de este proyecto de ley, son los que hay que ponderar y equilibrar respecto a las personas vulnerables que sufren adicción al juego.
Pero hemos de ser conscientes en estas Cortes que ese objetivo, en este contexto de pandemia, como ya se ha dicho, y en este momento, todavía es más complicado que cuando se aprobó la ley en el año 2000. Como decíamos, un equilibrio y una ponderación de intereses que avanzan por una línea muy fina, una línea que, tras haber estudiado las aportaciones realizadas por los distintos agentes sociales implicados en el proceso participativo, podríamos decir que transcurre por aspectos normativos de este proyecto de ley que necesariamente llevarán a una seria reflexión. Sin entrar en detalles y a modo de ejemplo, percibimos claramente la necesidad de seguir debatiendo para dar mayor seguridad jurídica a la interpretación de la regulación de las distancias mínimas requeridas para la nueva apertura o ampliación de locales. Sin profundizar en ello ahora —consideramos que hay margen—, sobre todo teniendo en cuenta que pretende ser una norma limitativa en este aspecto y en otros.
En el marco normativo de la información, la prevención y la protección de las adicciones al juego, consideramos que este proyecto de ley también tiene margen de mejora, ya que si bien los datos parece que apuntan a que el sector del juego en Aragón no crece, más bien disminuye —también se ha dicho esta tribuna—, lo cierto es que en estos últimos años ha crecido el número de personas con adicciones inscritos en el registro con prohibición al juego y que necesitan ayuda, pero también se ha dicho el porcentaje elevado es de juego online, en el que no tiene competencias esta comunidad autónoma.
Algo que los populares ya venimos advirtiendo en la pasada legislatura, proponiendo iniciativas para mejorar y garantizar la financiación de proyectos de sensibilización, información, prevención y, sobre todo, protección. Precisamente, para hacer más eficiente el gasto sanitario, social y también aliviar el trauma familiar derivado de estas patologías.
La mención que hace el preámbulo de este proyecto de ley relativa a la coordinación entre administraciones y poderes públicos para conseguir los objetivos previstos en la norma respecto a la prevención y la protección, para nosotros es insuficiente, es insuficiente, tiene mucho margen de mejora. De hecho, pensamos que es en el cuerpo normativo donde se debe desarrollar su regulación para que cada euro que se invierta cumpla ese cometido, y luego, de una forma eficiente y financieramente sostenible, para el conjunto de todos los poderes públicos implicados que se deben coordinar, tales como Interior, Sanidad, Servicios Sociales, Educación, Juventud, Menores..., todos bajo el paraguas de su departamento, señora consejera.
Por otro lado, nos llama la atención el importante número de aportaciones realizadas sobre el asunto relativo al patrocinio, promoción y publicidad de la actividad del juego, insisto, no relacionadas con el juego online en las grandes casas de apuestas que vemos en Internet y en las televisiones nacionales, afortunadamente, no en la nuestra, la aragonesa, porque tenemos un código ético, como ya se comentó, y que es un ámbito estatal, de competencia estatal y cuya regulación parece más laxa, mucho más laxa. La regulación de publicidad estatal aprobada en el año 2000 es mucho más laxa que la que se pretende establecer en la Comunidad Autónoma de Aragón para el juego presencial privado. El juego presencial privado que gestiona el sector privado aragonés, lógico, y de hecho, son las aportaciones, estas, las más numerosas y ello da cuenta de la necesidad de abrir también una profunda reflexión en este asunto.
Voy finalizando.
Más allá de valorar la oportunidad de traer o no en este momento este proyecto de ley, consideramos que el Partido Popular no puede mirar para otro lado en materia donde hay sensibilidades que ponderar con ecuanimidad, sin señalar a nadie y donde no haya desamparados. Con ello, no estamos aventurando lo que pasará, sino lo que no debería pasar. Por eso, entendemos que queda mucho trabajo para hacer en la Comisión, sus audiencias y la elaboración de esta ponencia a la que nos... [corte automático del sonido] con esta intención.
Así que, señorías, a partir de ahora, pongámonos a trabajar.
Muchísimas gracias. [Aplausos].

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Gracias, señor Lagüens.
A continuación, turno del Grupo Parlamentario Socialista.
Señor Villagrasa, un momentito, por favor. Gracias, señor Villagrasa.
Tiene la palabra.

El señor diputado VILLAGRASA VILLAGRASA: Muchas gracias, señora presidenta, buenos días.
Buenos días, consejera. Buenos días, directora general y todo el gabinete que la acompaña.
En primer lugar, desde el Grupo Parlamentario Socialista queríamos celebrar el que podamos traer a este Pleno una ley de modificación de la Ley 2/2000, del 28 de junio, la Ley del Juego, que lo hayamos hecho en un tono moderado, sensato y constructivo.
Usted, señora consejera, ha comenzado el debate presentando cuáles serán los elementos principales de modificación que esta ley trae y cuál era el diagnóstico y la motivación, que no deja de ser otra que la prevención de la ludopatía, que la regulación del sector, que la actualización normativa y que la defensa de los más vulnerables.
Todas sus señorías saben, en estas dos legislaturas, la pasada, que ya se debatió, y en esta, mitad de legislatura, desde el año 2019, los debates, mociones, proposiciones no de ley o preguntas que ha habido sobre el tema.
Usted ha indicado una serie de datos, señora consejera, que nos parecen importantes, como que el 6,1% de la población había jugado en los últimos doce meses o que ese porcentaje superaba el 20% con respecto a las personas más jóvenes.
Esta ley pretende compaginar, ponderar, entre una actividad, entre un sector, que es legal, y la protección de los colectivos más vulnerables. Este texto normativo presenta veintitrés modificaciones y una serie de disposiciones adicionales transitorias y finales para actualizar, para mejorar y para tener un texto normativo mucho más actual y mucho más cercano a las necesidades administrativas, regulatorias y sociales de nuestra comunidad autónoma en el año 2021.
Este texto viene precedido de dos talleres de participación ciudadana desarrollados en el año 2020, trámite de audiencia a los interesados, una serie de aportaciones, en total de ciento setenta y seis enmiendas o aportaciones, de las cuales, setenta y ocho, es decir, más del 41% han sido aprobadas, y me permitirá, señora consejera, que en su nombre y en nombre del Grupo Parlamentario Socialista, demos las gracias a la directora general, a toda su sección, a toda su dirección general, por el encomiable, paciente, ponderado y arduo trabajo que han desarrollado para poder tener hoy este texto que ya en el Poder Legislativo vamos a hacer nuestro si lo tomamos en consideración. Gracias por su trabajo, señora directora general.
Y se regulan algunos aspectos como la planificación y la ordenación de los locales de juego, la prevención para minimizar esos riesgos, la información y la pedagogía de cara a los ciudadanos, de cara a los jugadores, la intervención en este sector por ley, el control, la sanción, la supresión también de cargas administrativas que este sector del juego estaba sufriendo y que es uno de los aspectos que se trabaja, y todo ello ha sido de una manera muy ponderada, muy racional y de una manera también muy participada.
Quiero recordar cómo en las distintas comparecencias en la Comisión Institucional sobre el tema del sector del juego, se ha hablado de las inspecciones que existen, de las actas o de los fallos negativos, de los incumplimientos y de cómo la Comunidad Autónoma de Aragón ha venido desarrollando su trabajo durante estos años, y de cómo esas incidencias también han sido mínimas. Es decir, quiero defender el trabajo que la propia dirección general ha desarrollado en la labor de inspección y de trabajo en cuanto a la materia de juego.
Pero sí que quería invitarles a ustedes también a una reflexión —algunos la han planteado— sobre cuál es el sector del juego de una manera mucho más amplia, dónde tenemos o dónde no tenemos competencia. El señor Arranz hablaba de que esto no solucionaba el problema. La señora de Ciudadanos hablaba de lo poco ambicioso. O el compañero señor Lagüens, del Partido Popular, hablaba del juego online.
Y miren, señorías, centrémonos en aquello que podemos hacer, en cuál es el ámbito de nuestras competencias, y sigamos instando y colaborando con otras administraciones para que cada uno haga su parte del trabajo y todos defendamos y protejamos los intereses colectivos que entendemos que son importantes.
Quería manifestar una reflexión sobre el ámbito del juego online. Esta ley es del año 2000, la Ley del Juego de Aragón es del año 2000, cuando habíamos superado ese famoso efecto 2000, cuando principalmente teníamos ordenadores de mesa, cuando en Internet se iba a 56k, cuando para descargar una foto hacía falta entre cinco y siete minutos, cuando el email era la gran revolución o cuando los móviles solo servían para llamar y enviar SMS.
Y hoy en día, todos y cada uno de nosotros y también los y las menores tenemos un ordenador en nuestros bolsillos y no podemos hacer caso omiso, como representantes públicos, a seguir trabajando de una manera colectiva en la que para la protección y la prevención del juego, hace falta actuar con competencias estatales en el ámbito de leyes orgánicas para la protección del acceso a través de las plataformas online, a través de las grandes empresas, a través de esas multinacionales, que luego, otro día, podremos debatir sobre dónde acaban pagando sus impuestos.
Pero centrándonos y volviendo al terreno aragonés, esta ley procura actualizar esta regulación, esta ley procura ponderar esas situaciones, esta ley pretende dar pedagogía, trabajar desde la educación, trabajar desde la prevención y también una serie de elementos que todas las aportaciones constructivas, pues, señorías, serán bien recibidas.
Desde el Partido Socialista Obrero Español, desde el Grupo Parlamentario Socialista de este Parlamento, trabajaremos por una ley equilibrada, una ley desde los datos, las cifras, la realidad, una ley racional que permita y regule el desarrollo de la actividad y que agudice, que ponga el acento en la especial protección de los colectivos más vulnerables y en la protección de la infancia.
Señora consejera, ahora nos toca al Legislativo tomar en consideración este texto. Contarán con el trabajo ponderado, meditado, reflexivo y, sobre todo, con el trabajo en el ámbito de nuestras competencias del Grupo Parlamentario Socialista, y desde nuestro grupo y desde nuestra posición, invitamos a todos a no frustrarnos en aquello que no podemos hacer, sino precisamente poner el acento... [corte automático del sonido], la reflexión, las enmiendas y el trabajo en ponencia, en aquello que podemos hacer y en aquello que podemos cambiar la realidad y mejorar la vida de la ciudadanía aragonesa.
Muchas gracias, y buenos días. [Aplausos].

La señora vicepresidenta primera (RODRIGO PLA): Muchas gracias, señor Villagrasa.
Les recuerdo que, como viene siendo habitual, las votaciones se realizarán al final de la jornada.

CORTES DE ARAGÓN
Palacio de la Aljafería
50004 Zaragoza
T 976 289 528 / F 976 289 664